España

Aina Cid y Virginia Díaz, el yin y el yang del remo español | Olimpia 2021

-¡Aina, baberos de fotos!

-Gracias, director.

Aina es Aina Cid y el gerente no es el auténtico gerente, es su entrenador. Cid vaciló pues dijo que era todopoderoso. Eran las 10 de la mañana en un caluroso mes de junio, en el ambiente natural de la jarra de la Sierra de Gué (Granada), Aina Cid y Virginia Dáaz, que consiguieron la medalla de oro en el pasado Mundial de Remo en mayo, decidieron efectuar el Decisión final. El foco está en la altura antes de los Juegos Olímpicos (comienzan el juego el sábado) Después de haber tenido tiempo para sostener el buen sentido del humor, se pusieron parado a las 6.30 a.m. Todos y cada uno de los días (excepto cada domingo) se sentaron en la bicicleta estática a lo largo de 70 minutos, ayunaron y montaron en bicicleta. Cuando no está montando una bicicleta, hay una bicicleta estática de 70 minutos y todavía es rápida. Tienes tres entrenamientos cuatro días por semana, dos el miércoles y descansas el sábado por la tarde y el domingo.

Mucho más información

“Me gusta bastante que todos tengamos la posibilidad trabajar y trabajar y llevar a cabo todo lo que es posible para mejorarnos y alcanzar nuestras metas. Terminantemente lo hicimos. Cid, de 27 años, dijo que no nos dimos cuenta, pero ¿es bien difícil hallarlo en otra persona? ? ? ? . Desde el centro de alto rendimiento de Sierra Nevada (donde estaban a 2.320 metros sobre el nivel del mar), descendían cada día en un camión de bomberos hasta un tanque de 1.000 metros de altura. La embarcación de 27 kg estaba estacionada arriba. Lo bajas tú mismo y lo limpias a fondo al final de cada ejercicio. Llenaron la botella con sal para humedecerse en el agua.

Remas 19 km al día, hasta 22 kilómetros. Son 120 kilómetros a la semana. En altitud, en CAR, hacen ejercicios aeróbicos que les dejan recuperarse mejor entre series en el momento en que su concentración terminó y empujar más la máquina. Se veían tan infatigables que retornaron corriendo actividades acuáticas en las pistas a lo largo de las últimas millas antes del centro de alto desempeño.

Lleva tres años sin subir al podio (Campeonato de Europa 2019, plata 2020, bronce este año) y no ha sido excluido de la etapa final. En el mes de mayo lograron la medalla de oro en el Mundial de Lucerna, hazaña que España nunca ha logrado, ahora sueñan con medallas olímpicas y son siendo conscientes de las adversidades y competencia de países como Novedosa Zelanda, Australia, Canadá e Italia.

Lo que los hace especiales es que no tienen timonel y tienen un alcance de 2.000 metros. Preguntado sobre la normativa laboral, el Cid respondió que era una cosa muy difícil de hacer. â € œPorque nuestra prueba es explosiva, suficientemente corta para proceder a toda velocidad pero lo suficientemente larga para desarrollar resistencia. Lo comparo con los 400 en atletismo: tienes que ir a toda agilidad todo el tiempo, pero precisas este punto de resistencia de lo contrario aplaudes y aplaudes. ¿Lo mismo ocurre con la navegación? ? ? ? .

Antes de que comenzara el entrenamiento, Aina Cid (primer chato) logró un viaje en barco con su compañera Virginia Dáaz. Ferman Rodríguez.

Aina (1,73 m) en la parte posterior se encarga de estabilizar el barco. Virginia tenía 30 años en agosto, seis pies ocho, sentada en la proa. Ella es quien pone en marcha el barco y marca el ritmo. Su entrenador Xavier González (Xavier González) explicó la hora de llegada: ver dónde se encuentra el destino, en tanto que remar hacia atrás, llevar a la espalda y solo girar en el momento en que desconocen la ría o el embalse, eludiendo colisiones y evitando daños en la embarcación. . Aparte de remar en el tiempo, asimismo mejoraron su sensibilidad (sensación de agua) y conciencia corporal para entender dónde están sus oponentes y dónde se encuentran.

En un barco, es posible que poseas un mal día y no salgas como deseas. Al principio, en el momento en que esto sucede, inconscientemente tendemos a aislarnos, cada uno de nosotros ingresa a nuestro mundo, pero hay que esforzarse por ser humano. Si brotan inconvenientes antes de tomar caminos separados, los dos tomamos caminos separados. Ya no es Nuestro trabajo no es separarnos y reconectarnos un tanto mucho más cada vez que surge un problema-? ? ? Se cree que está sentado a la sombra después de hacer ejercicio. Aun puedes observar zorros en la orilla, el agua es cristalina, puedes escuchar el canto de los pájaros y en la distancia el sonido de las motosierras.

Díaz está más relajado y reflexivo. El Cid es pura energía, sigue diciendo: “Somos como Yin y Yan”. Díaz lo probó: “Aina proseguía comentando antes del partido porque era su forma de no meditar en nada. Por otro lado, en el momento en que estoy inquieto, tengo que callarme pues no puedo concentrarme mientras hablo. Ya nos conocemos, la miré y no respondí, ¿pero ella ya sabía por qué razón? ? ? ? .

El contraste entre relajación y fuerza

Cid dejó el ballet para remar a la edad de 10 años, especializándose en ciencias del ejercicio y ocupaciones deportivas similares con la salud en los Estados Unidos, y el graduado de Liverpool John Moores con una Maestría en Desarrollo Deportivo para niños de 3 a 3 años. 6 ans Dáaz d’Astilleros a déclaré qu’en dehors de la navigation de plaisance, vous ne pouviez pas vous concentrer là-bas et a également étudié à l’étranger pendant un certain temps, combinant la recherche médicale et infirmière avec une formation à En un largo plazo.

En el momento en que se les preguntó de qué manera se sentía remar en un bote, sus rostros se alumbraron. Díaz respondió: “Es bien difícil de explicar. Es una suerte de río en barco, sobre el agua y fuera. No estás en el agua, pero te ofrece cosas. La navegación asimismo tiene un aspecto relajante. Es cíclico. No estarás tenso todo el tiempo. Es el contraste entre la relajación y la fuerza que se utiliza para impulsar el barco “.

Eligieron deshacerse de todo en dos meses antes de partir hacia los Juegos Olímpicos de Tokyo. “Nos aislamos por la paz, y el resultado es natural, nadie cuestionó. Salimos de Banyoles [donde tienen el cuartel general]”Los tres estamos preparados para ir por fin del mundo – ???? ha dicho Aina. En el mes de mayo, se perdieron una de las 2 Copas del Planeta pues un compañero de entrenamiento dio positivo por Covid y decidieron mantenerse alejados. En En verdad, la única sugerencia que hace el secretario de prensa de la Federación a los noteros es esta: “Por favor, distancia, ten mucho precaución, la máscara todavía está puesta, juegas mucho. No tenemos la posibilidad de darnos el lujo de ser positivos …”.

Virginia Díaz y Aina Cid en el embalse de Canales (Granada).  Ferman Rodríguez.
Virginia Díaz y Aina Cid en el embalse de Canales (Granada). Ferman Rodríguez.

Sucrebet agua A nuestro boletín especial sobre los Juegos Olímpicos de Tokyo

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You cannot copy content of this page