Último

Cuba ha informado de que su vacuna Abdala de fabricación nacional tiene una alta tasa de éxito.

Cuba comenzó a utilizar vacunas indígenas no probadas para campañas de vacunación masiva contra Covid-19 hace más de un mes, apostando a que serán suficientemente efectivas para contener la rápida propagación del coronavirus debido a la carencia de fondos en el Caribe.

El riesgo semeja haber valido la pena.

Gobernantes de salud cubanos afirmaron el primer día de la semana que se ha encontrado que la vacuna Abdala de tres dosis de su país tiene una eficiencia de alrededor del 92% contra el coronavirus en ensayos clínicos en etapa tardía.

Durante la pandemia, Cuba se ha negado a importar vacunas extranjeras mientras pelea por desarrollar su propio país más pequeño de todo el mundo.

Según los datos de los ensayos clínicos, Abdala figuraba en el anuncio como la vacuna Covid más eficiente del mundo, comparable a la tasa de vacunación del 95% de Pfizer BioNTech, al 94,1% de Actualizada y al programa de tasa de vacunación de Rusia. El Sputnik V es del 91,6%.

La compañía estatal de biotecnología cubana BioCubaFarma ha dicho el sábado que su otra vacuna, Sovereign 2, tenía una eficiencia del 62 por ciento después de dos de las tres dosis requeridas. Los resultados de las tres dosis deberían estar libres en las próximas semanas.

La novedad de la vacunación es vista como una extraña razón para celebrar: en esta isla, la pandemia destruyó la industria del turismo y las sanciones económicas de la era Trump no fueron relajadas por la administración Biden.

Cuba vive actualmente el peor brote de coronavirus desde el principio de la pandemia. El lunes se reportaron 1.561 nuevos casos, un récord.

En mayo, antes del final del ensayo de fase 3, las autoridades sanitarias de La Habana lanzaron una campaña de vacunación masiva para valorar la eficacia y seguridad de la vacuna. Las medidas repentinas tienen como objetivo contribuir a contrarrestar la variación beta, que se descubrió por vez primera en Suráfrica y se extendió rápidamente a la capital cubana. Prácticamente un millón de cubanos -? ? ? Precisamente el 9% de la población nacional, según datos oficiales, en este momento se han aceptado las tres dosis de Abdala o Sovereign 2. Las autoridades dijeron que apreciaron una desaceleración en la propagación del virus en La Habana y, hasta ahora, la vacunación se ha centrado en La Habana.

Países como México, Argentina, Vietnam e Irán han expresado interés en la vacuna para el coronavirus de Cuba. La alta eficacia anunciada podría producir esperanzas de que las exportaciones de biotecnología asistan a Cuba a escapar del abismo de la crisis económica.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
You cannot copy content of this page