España

Entra tras una gran fuerza … y gana la etapa | Deportes

José © Pé rez Francé s, acompañado de un policía itinerante, logró el paseo por Montjuic y pasó las filas.

â € ”¿Quà © debemos realizar? A ???? Julio Jimé © nez preguntó a José © Pé rez Francé s. Fueron 2 españoles estúpidos los que decidieron comenzar la guerra por su cuenta el día que dejaron Ax-les-Thermes para la gira de 1965 y llegaron a Barcelona. A una distancia de más de 200 kilómetros y la guerra civil en su sexto mes, Pérez Francé, un ciclista nativo de Peñ acastillo cerca de Santander, respondió que Jiménez, un relojero, respondió. vila, disparará. “Voy a seguir adiestrando al compás y ver qué pasa”, respondió su compañero, corriendo. a ???? Pepe, está muy lejos y hace mucho calor ”.

Por eso, Pérez Francés, clasificado entre los rebeldes de la escuadra, disparó hasta el momento en que Julio Jiménez le dijo que no podía proseguirlo y lo dejó solo. A mitad de la serie, el 2 de julio, absolutamente nadie respondió. Todos aguardaban al Equipo Cass, pero los victorianos no tenían la fuerza adecuada. Justo en el momento en que ahora se estaba disputando el partido en España, la emisora ​​de radio empezó a comunicar que Pérez Francés estaba prófugo y empezaron a animarle. La ventaja con el conjunto grande era de un cuarto de hora, pero Pepe calculó: “Si llego a La Garriga en cinco minutos, ya me vieron. Tenía entonces siete años.

Mucho más información

JoséPérezFrancés siempre y en todo momento va contra la corriente. En el momento en que la da un giro regresó a Barcelona en 2009, lo invitaron a compartir mesa con Bahamotes y Poblet a su llegada, pero ninguno de los dos fue abordado. “No tengo nada que decirles a los Bajamont y jamás me llevé a Poblet. Perdí una vuelta por su culpa. Me mintió y me acusó de hurtar el auto y me descalificaron.

La etapa que ganó en Barcelona transcurrió por las montañas de Puymorens y Tossa, pero fue llana durante algunos kilómetros. Cuando Pérez Francés vio que la gente lo animaba, se volvió mucho más activo. Se encontraba bastante concentrado al pasar en frente de la vivienda de la parroquia de Poble Sec, se olvidó de saludar a su madre que lo aguardaba. Cuando viajó desde la Plaza de España a Montjuic, ya había un millón de personas en las calles de Barcelona.

Es ya tarde. Comenzó a pedalear con los 108 corredores sobrantes en la carrera a las 10:30 am. En el momento en que comenzó Puimorenz, Guinez atacó a García, pero el equipo de Gimondi derrotó el intento; luego Pérez Francés y De Rosso salieron juntos, pero fueron rastreados e rápidamente abrochados, el ciclista rosa con los colores de la escudería Ferrys volvió a procurarlo. Al frente de Puymorens pasó a Julio Jimé © nez. La temperatura subió y se volvió insoportable, pero continuó solo. Cruzó la frontera con una ventaja de 4 minutos. Tras cien km, son ya más de ocho minutos. No cedió. Es diferente a las calles de la entrada a Barcelona, ​​las calles atestadas. Llegó cinco minutos antes que Montjuïc y tuvo que ofrecer tres vueltas. Cuando acaba el primero, las líneas llegan al tiempo. Pérez Francés lo dejó pasar. Estaba unos metros por detrás y por eso ganó la etapa y estaba atento a sus perseguidores, era una feliz paradoja.

Puede continuar a Infototal en FbGorjeo, O suscríbete aquí para recibir Nuestro boletín semanal.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You cannot copy content of this page