España

Juegos Olímpicos 2021 en Tokyo: entre virus y nada, deporte | posición

Estadio Olímpico de Tokyo.Charlie Triballo / AFP

Mucho más información

Nunca antes se habían desarrollado unos Juegos Olímpicos para tener una sensación fantasmal como los que se inauguraron un año después en Tokio sin espectadores ni turistas de la región. Aun la pandemia no puede cumplir plenamente la cita estelar del deporte. No faltan votos contra el hecho: las investigaciones de opinión han demostrado que el 70% de la población de Japón está en contra, y en un país de 126 miles de individuos, solo el 21% ha recibido una vacunación completa. No hay escasez de patrocinadores retirados como Toyota. Pese a los vientos en contra, el gobierno japonés y el Comité Olímpico En todo el mundo prosiguieron adelante con un emprendimiento con un presupuesto de 13.430 millones de euros. Los deportes olímpicos garantizan en torno a 3 mil millones, mientras que El país nipón cree una pérdida en 800. La cancelación resultará en la multa pertinente y ese número se disparará. ????? Somos incrédulos todos los días ?????, dijo Thomas Bach, el presidente alemán del Comité Olímpico Internacional, en los últimos días.

Cuando Tokio prohibió por vez primera a los turistas extranjeros y después incluso prohibió al público local, las noches de insomnio fueron aún peores: una decisión de salud estricta pero cautelosa. Juegos jamás antes vistos. Si bien múltiples disciplinas han sufrido desde que estalló la epidemia en 2020, la perspectiva de unos Juegos Olímpicos sin poder emocional público y sin pasión desde las gradas es deprimente. Es bien difícil imaginar el desfile inaugural en hormigón aéreo. ¿Qué sucede con el campeón que está solo en el podio? ¿Círculo olímpico en el estadio? Los deportistas conocen la brecha y muchos ahora han comunicado su hoja de ruta única de llegar lo antes posible, formar parte lo antes posible y salir lo antes posible. Esto no solo es porque la competencia ha sido desilusionante sin el valioso apoyo del público, sino también a los inacabables óbices que ha traído la pandemia. El mayor control y control de la Villa Olímpica se convirtió en una burbuja costosa y engorrosa de más de 11.000 deportistas, todo a costa de una actitud efectiva y de no verse obligados a renunciar a sus sueños olímpicos. Para muchas personas, es el sueño de toda una vida.

Hubo un problema con el preámbulo. El presidente del comité organizador renunció por afirmaciones sexistas, a lo largo del acto de apertura hubo viejos comentarios inadmisibles sobre la masacre, por el hecho de que la reconciliación con los niños era difícil, manifestaron los atletas. El avance futuro es un enorme desafío para el gobierno japonés. La nueva ola de propagación del virus causada por los Juegos Olímpicos tendrá secuelas inpensables.

Entonces empezó el juego. Van a ser los videojuegos y todos los días las reconocidas fábulas de Mario Benedetti van a estar en el punto de mira: ???? Un estadio vacío es la columna vertebral de la multitud ™. Será triste, pero en el esqueleto estarán: deportistas. Aun de esta forma, tienen la posibilidad de inspirar y motivar a las masas, jóvenes y mayores, a utilizar su accionar, emplear sus valores de abnegación, camaradería y competencia leal. Se espera que las capacidades de los deportistas y la luz de la llama olímpica puedan compensar la tristeza de este mundo.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You cannot copy content of this page